Claves de Kioto


Reducción de emisiones

 

Los países desarrollados deben reducir sus emisiones de los 6 gases considerados causantes del efecto invernadero (dióxido de carbono, CO2; metano, CH4; óxido nitroso, N20; hidrofluorocarbonos, HFC; perfluorocarbonos, PFC; hexafluoruro de azufre, SF6).

Para las emisiones de CO2, CH4 y N2O el año base es 1990, comprometiéndose los países firmantes del protocolo a reducir en un 5,2% las emisiones durante el período comprendido entre el 2008-2012. 

 Mientras que para los compuestos hidrofluorocarbonados (HFC) y hexafluoruro de azufre el año base es 1995 (artículo 3.8 Protocolo de Kioto).

Los países de la UE se comprometen a rebajar las emisiones de los gases de efecto invernadero en un 8%. En el reparto interno de la UE algunos países tendrán que reducir sus emisiones por encima del 8%, mientras que otros en cambio, podrán aumentarlas, tal es el caso de España que puede aumentarlas un 15% por encima de sus niveles de 1990.

Japón tiene que reducir un 7% y Estados Unidos debería hacerlo en un 6%, pero Estados Unidos no ha firmado el Protocolo de Kioto.

Mecanismos de Flexibilidad 

El Protocolo de Kioto determina tres Mecanismos de Flexibilidad para ayudar a cumplir las obligaciones adquiridas por la firma del Protocolo.

Informes IPCC 

 

El Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) es un organismo de las Naciones Unidades nacido a finales de la década de 1980 que aúna a miles de especialistas en cambio climático de todo el mundo. Su misión es evaluar toda la investigación que se hace, ponderarla, analizar los resultados y elaborar informes sobre el estado del cambio climático. 

Los informes específicos son de gran importancia para los responsables de la toma de decisiones en medidas políticas. 

El IPPC está organizado en tres grupos: el de investigación del clima, el de impactos y el que explora las medidas para hacerlos frente. 

El IPPC ha elaborado ya 3 informes generales, y actualmente esta preparando un cuarto informe. En el primero se advirtió del peligro que puede representar el cambio climático y sus impactos. En el segundo se concluye que la influencia humana estaba jugando un papel trascendental en el calentamiento global. En el tercer informe se aseveró lo que ya se concluyó en el segundo, señalando además que más de la mitad del cambio climático se debe a la acción humana frente al efecto de la variabilidad natural del clima. 

Los rasgos más destacados del clima del futuro se prevé asociados a un aumento de la tempera media de la Tierra entre 1,4 y 5,8 grados centígrados en cien años, unaa subida del nivel del mar, una alteración de patrones meteorológicos y un incremento del número y la intensidad de fenómenos extremos como las sequías e inundaciones.

 

Plan de EE UU 

Estados Unidos rechazó adherirse al Protocolo de Kioto. No obstante ha elaborado un plan propio con el objeto de reducir la intensidad de sus emisiones en un 18% en el año 2012 con respecto a los niveles emitidos en el año 2000, según un baremo que relaciona las emisiones por unidades de producto interior bruto. 

El plan norteamericano supone que sus emisiones reales habrán aumentado entre un 16% y un 26% respecto al año base 1990, según cifras oficiales, y más de un 30%, según estudios independientes. 

El Plan lo completan con programas de investigación científica y tecnológica. 

Adaptación

Aunque es esencial tomar medidas para combatir el cambio climático, básicamente reduciendo la concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera, otra línea de actuación podría estar representada por la propia adaptación a sus efectos. No obstante, aunque el cambio climático afecta prácticamente a todos los países, serán especialmente las naciones en vías de desarrollo las que sufrirán los efectos más devastadores del problema ya que carecen de recursos para enfrentarse a ellos. 

 

Energía

En los últimos años, los temas del cambio climático han ido entroncando directamente con el sistema energético mundial. Transformaciones estructurales en la producción energética, diversificación de combustibles, eficacia y tránsito del uso intenso de carbón y derivados del petróleo hacia energías renovables forman parte de las medidas puestas en marcha o en estudio.

Es importante llevar un control del aumento de las emisiones previsto para el futuro relacionado con el crecimiento del consumo energético en países en vía de desarrollo, sobre todo los colosos China e India. 

Lo más criticado del Protocolo

Una de las características más criticadas es la posibilidad de que los países puedan comprar o vender su cuota de emisión de gases, lo que les permitirá vender sus excedentes si consiguen reducir más de lo que tienen comprometido, o comparar a terceros emisiones si los sobrepasan. 

No obstante, como ha advertido la propia UE, el nacimiento del Protocolo de Kioto es solo el primer paso y su entrada en vigor no garantiza su cumplimiento. Entre los grandes retos, los gigantes como China o la India, que han ratificado el Protocolo pero que de momento, como países emergentes, no están obligados a reducir emisiones y pueden seguir aumentándolas en línea con su desarrollo económico. 


 

 

 
Quiénes somos     Aviso Legal      Política de Privacidad    Publicidad
Pregunta a Miliarium      Boletín Informativo
(c) 2001, 2004 Miliarium Aureum, S.L.